Los imperdibles del Bulli

El Bulli ha sido uno de los restaurantes más conocidos en el panorama gastronómico internacional. Su creador, Ferran Adriá, ha apostado por llevar con la cabeza muy alta el signo de la gastronomía española de alta calidad, dando a conocer todas las maravillas de la cocina mediterránea como el aceite de oliva extra virgen o los buenos tomates, las aceitunas verdes y todo tipo de verduras autóctonas de Cataluña.

Actualmente, se está transformado en la Bulli Foundation un lugar donde la creatividad gastronómica da rienda suelta a todas las innovaciones posibles, apostando por la calidad de los buenos ingredientes. El objetivo de la fundación es promover una cocina que fusione el sabor y la textura perfecta en un ambiente fascinante, con inspiraciones marinas, en el que aprender de la buena gastronomía y saborear nuevos manjares será toda una experiencia vital que no podrá dejarse escapar.

Las bodegas de El Bulli

Adriá siempre ha querido mantener además de una comida de alta calidad, una excelente selección de vinos en sus bodegas, ejemplo de ello han sido las grandes apuestas que han mantenido hasta ahora para sus maridajes.

Te encantará saber que, debido a la nueva restructuración del edificio, el famoso cocinero ha apostado por subastar las mejores botellas de vino de su bodega, con precios que rondan desde los 20 euros hasta los 5.000 y 6.000 euros. El champán Gosset Grande Réserve será el destacado con un sabor liviano, afrutado que preparará el estómago antes de los manjares vibrantes que Adriá serviría a continuación.

Las preparaciones más extravagantes y famosas

Los manjares de lujo más famosos han sido: la galleta de cacahuete y miel, un pequeño tesoro con forma ovalada de textura mantecosa y cubierta crujiente; la corteza de bacalao, un chip extra crujiente y de sabor marino muy apetitoso que recuerda a las cortezas de gambas chinas, siempre con una textura mucho más sólida y agradable.

Los profiteroles de remolacha y yogur, sin embargo será toda una explosión de sabor semi dulce que regocijarán tus sentidos junto a las galletas de tomate, frescas, suaves y delicadas. Las aceitunas verdes esféricas, unas bolitas cremosas rellenas de crema de aceituna y aceite de oliva extra de calidad serán un gran placer para el paladar.

El carnaval de sabores que se formarán en tu gusto no tendrá límite ya que la exitosa combinación que logra Adriá crea una experiencia inolvidable en el paladar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.